La sobrepesca daña el océano

¡Hay muchos peces en el mar! ¿De verdad? Por desgracia, ya no tantos. Nuestro consumo supera el ritmo de reproducción de los peces y eso constituye una amenaza para la salud del mar y para la de aquellos que viven de él.

El Consejo de Ministros de Pesca de la UE ha incumplido su compromiso de acabar con la sobrepesca de especies de aguas profundas antes de 2020. Un ejemplo es el del granadero (Coryphaenoides rupestris), un pez que está más amenazado que el oso panda y que se está pescando en cantidades superiores a lo recomendado por la comunidad científica.

En definitiva, hay demasiados barcos pesqueros para los peces que hay en el agua. La cantidad de pescado que se extrae del mar, en todo el mundo, ha crecido dos veces más rápido que la población mundial. En el mar Mediterráneo, el más castigado del mundo, cerca del 87% de las poblaciones de peces de las que tenemos datos están sobreexplotadas. En el Noreste Atlántico, más del 40% de las poblaciones también sufren sobreexplotación pesquera. Esta situación también afecta a los pescadores, que necesitan más tiempo y esfuerzo para conseguir pesca.

La pesca no selectiva es la más dañina para el medio ambiente. La pesca de arrastre destruye el coral, arranca las praderas marinas y esquilma ecosistemas enteros que viven en el lecho marino. Pero también hay otras técnicas de pesca que capturan tiburones, tortugas, aves marinas, delfines y otros mamíferos, así como multitud de especies de peces, de manera accidental y que deben ser mejoradas.

En un ecosistema, cada miembro es importante, ya que es el conjunto el que crea el equilibrio. Hay depredadores y presas, y si falta algún integrante, se pierde un escalón en la cadena alimentaria y eso provoca la devastación del ecosistema entero.

Está en nuestra mano hacer un consumo sostenible y responsable (consulta la Guía para un Consumo de Pescado Sostenible), pero nuestros gobiernos son los responsables de liderar el cambio. 

Instamos a los líderes políticos a que tomen medidas para:

  • Acabar con la sobrepesca

  • Tomar medidas contra la captura accidental

  • Prohibir la pesca destructiva

Español